Sopa de ajo negro por una Malagueña

IMG_2673.JPG

¡Hola mis amores! llevo algunos días sin escribir, investigando nuevas recetas para ustedes. Os cuento que en el proceso algunas fueron directamente a la basura ¡Qué frustración da cuando no te sale bien las cosas! y otras recetas como ésta ¡Un auténtico éxito!

Hoy os traigo una variante de una receta típica de mi tierra, el ajo blanco Malagueño. Es una sopa que se come fría, de pocos ingredientes (pan, ajo, almendras, aceite, vinagre, sal), típica de la época de posguerra. Se suele comer con uvas dulces.

Me encanta hacer guiños a mi tierra, para ello una relectura de esta riquísima sopa. Cambiando algunos ingredientes para hacerla más saludable.

Hace poco descubrí el ajo negro y en seguida visualicé esta receta. Ideal para las personas que el ajo les sienta mal, no conserva ni su olor, ni su sabor convencional. Tampoco se repite. Tiene un olor agradable con una textura suave y tierna. Su sabor ligeramente caramelizado puede recordar a una mora confitada con un leve toque salado, es un sabor muy peculiar.

Se puede encontrar en herboritería y en las webs. Si no lo encontráis usar el ajo convencional. Poniendo menos cantidad y quitando el germen verde, que hace que se repita. Espero que el ajo negro se comercialice de forma más accesible.

El ajo negro es un ajo fermentado, la fermentación da lugar a un “super ajo” potenciando los beneficios para la salud. Durante el proceso de fermentación se duplica la cantidad de antioxidantes. Ayuda a fortalecer el sistema inmunológico. De los 20 aminoácidos contiene 18 de  ellos 8 esenciales. Reduce el azúcar en sangre. Energizante natural, ideal para los atletas y deportistas. Regula el tránsito intestinal y mejora la digestión. Alto contenido en Azufre y fósforo actúa como sedante para los nervios, además ayuda a regular el sueño. Ayuda a la cicatrización de heridas y fortalecimiento óseo. Baja el colesterol. Es anticancerígeno. Mejora la circulación. Poder antiparásitos, nos ayuda a eliminar los parásitos que puede afectar a nuestros intestinos, mejora el estreñimiento. Propiedades antibióticas…

 

ajo negro

Ingredientes

  • 1T (250g) de almendras activadas
  • 1T (250ml) de leche de coco
  • 1/3 ( 80ml) de agua
  • 4 dientes de ajos negro
  • 1 pizca de sal rosa del himalaya
  • 1c de vinagre de jerez (al gusto)
  • 8 higos frescos
  • 1 manzana
  • 1/2c de AOVE
  • 1 puñadito de bayas de goji para decorar. Si no tenéis bayas de goji, usar  lo que queráis para decorar.

 

Elaboración

  1. Hornear la manzana pelada y descorazonada, horno 180º unos 20 min. Cortar a trocitos y reservar
  2. Pelar y cortar unos 2 higos a trocitos, reservar
  3. Batir 4 higos en la batidora con la piel. Reservar esta crema o mermelada de higos, Como el higo es muy dulce no le hace falta ninguna azúcar
  4. Batimos la leche de coco, las almendras, los ajos negros, agua, sal, vinagre. Lo batimos hasta dejar una textura fina, podéis pasarla por un chino, para dejarla más fina. Yo no la colé. Prueba y rectifica antes de servir
  5. El emplatado: Servimos la sopa sobre daditos de higos frescos y manzanas horneadas. En un lado del plato decora con la mermelada de higos y 2 higos frescos en forma de flor, esparce algunas bayas de goji

 

Si no encontráis algún ingrediente en algunas de mis recetas sustituirlo por otro

Ayyy….Estoy encantada con este plato, disfruté mucho saboreándolo y sobre todo sabiendo que es tan sano. Es muy placentero unir saborrr…Y saber que te estás nutriendo correctamente. No hay que sacrificar el sabor por comer sano. Hay millones de emociones positivas cuando comes algo rico. La emociones también nos las comemos.

Emociones-Positivas-2-300x198

Share This Story

Platos Principales

You May Also Like

Deja un comentario

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>